Como formar un equipo.

¿Qué es un equipo?

El hecho de formar parte de un grupo no significa formar parte de un equipo, primero  tenemos que saber que es un equipo y las diferencias entre grupo y equipo.

Entendemos como equipo un grupo de personas que tienen un mismo objetivo y trabajan de manera organizada, coordinada y cooperando entre ellas para alcanzar un objetivo común y un buen ambiente laboral.

 Diferencias entre un grupo y un equipo.

Para diferenciar entre  equipo y grupo, la clave está en los objetivos. Los equipos tienen un objetivo conjunto por el cuál trabajan en cohesión como compañeros, cooperando y tomando las decisiones de forma conjunta, los grupos no.

Los grupos se caracterizan por el hecho de que cada empleado tiene su propio objetivo con lo cual no mantienen una relación de compañerismo. Esto provoca que la relación entre los empleados de un grupo sea distante unos con otros. En cambio, los componentes de un equipo tienden a tener una relación más empática debido a los objetivos comunes que tienen.

La empatía entre compañeros, la unión de esfuerzos para mirar todos en una misma dirección, hace fuerte al equipo y le permite conseguir los objetivos marcados.

Transformación de un  grupo en un equipo.

Para transformar un grupo en un equipo es muy importante obtener una identidad propia de equipo. La identidad se refiere a la  visión, los valores y la cultura del equipo.

Una vez tenemos la identidad, un equipo debe tener una misión común que sea significativa para todos los empleados que componen el mismo. De esta manera los compañeros estarán todos unidos para conseguir lograr los objetivos marcados.

Con una identidad y una misión definidas, el siguiente paso consiste en establecer  las funciones de cada empleado. Para hacerlo, se deberá tener en cuenta los conocimientos, las habilidades, la experiencia y la disponibilidad de cada uno de ellos Un equipo que se complementan crean una actitud de cooperación y de responsabilidad tanto individualmente como en grupo. De esta manera se conciencian que gracias a la cohesión  y el compromiso de todos los compañeros pueden ser capaces de conseguir  los objetivos marcados.

Al finalizar este proceso, nuestro grupo se ha convertido en un equipo en el que los esfuerzos de cada uno de ellos producen unos logros superiores.

La vida empresarial  en cierta forma exige mucho más que el trabajo entre diferentes departamentos o compañeros del mismo equipo estén juntos en cuanto a  objetivos comunes y visiones compartidas.

Espero que este post te haya gustado y si crees que le puede servir a alguna persona compártelo, suscríbete y deja tu comentario será de gran utilidad para poder ayudarnos unos a otros.